10 de diciembre de 2011

LA GRIETA

LA GRIETA
José Vicente Ortuño

Sin previo aviso se abrió una grieta en el universo y la realidad comenzó a escaparse por ella. El creador de mundos intentó de arreglar la rotura e hizo todo lo que estuvo a su alcance, probó todo tipo de materiales para sellar la fuga, pero todo fue inútil, el tejido del universo es difícil de manipular sin las herramientas adecuadas.
La grieta se hacía cada vez más grande y la realidad fluía a su través a gran velocidad. Incapaz de arreglar el desperfecto por sí mismo, el creador pensó en solicitar ayuda a un especialista. Era difícil dar con uno que acudiese en día festivo y el creador no pudo hacer nada más que contemplar, impotente, como su obra se escapaba hasta que desaparecer por completo. Entonces maldijo a los fontaneros, porque nunca se encuentran cuando se les necesita.

No hay comentarios: